CONSTRUYENDO VINCULOS ENTRE AUTOGESTIVAS

El sábado 8 de mayo se realizó, en el predio de la Unión Solidaria de Trabajadores de Villa Domínico (Avellaneda), un encuentro convocado por la UST, donde se invitó a cooperativas del rubro de la construcción y organizaciones hermanas, con el fin de CONSTRUIR VINCULOS entre autogestivas, “por pan, paz y trabajo”, 

Tal como expresó Dante Bonelli, delegado coordinador provincia de Buenos Aires, INAES (Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social), cuya función es la “promoción y el desarrollo del cooperativismo y el mutualismo, en un momento importante de Argentina, donde buscamos la autosuficiencia, la autogestión y el desarrollo del sector, que es muy grande en el país. Subrayó: “Es importante comprender esto porque el desarrollo es muy realizable y hay que hacer hincapié en este sentido”. A su vez, Bonelli puntualizó: “Hoy nos reunimos acá en función de eso: buscar cooperativas y mutuales que tienen esa intención, de ser autosustentables y autogestionables, a los efectos de ayudar, colaborar con otras cooperativas que estén en formación y en desarrollo”.
 
La UST estuvo representada por los integrantes de su comisión administradora. Su presidente, Diego Ledesma sintetizó la historia de la cooperativa: “Comenzamos 35 compañeros. Hoy somos 87” y se refirió a su actualidad: “firmamos un contrato en marzo por 8 años más, con opción a 5 más. O sea que son 13 años más de continuidad laboral”.
 
Por su parte, Mario Barrios, socio fundador de la UST, relató lo que fue vivir la experiencia del proceso de lucha por la recuperación del trabajo, el paso a la autogestión, 19 años atrás y lo realizado a nivel comunitario y territorial.
 
 
Según evaluó Barrios respecto de las experiencias autogestivas en general: “Es muy dispar la competencia para que se entienda desde la persona común que dice que los laburantes por ahí que si no tienen un patrón no saben producir, gestionar. En realidad lo que te dejan es un fierro caliente y no una fábrica en funcionamiento. Esos fierros calientes el 50 o 60% son exitosas”.

Vivir el “parto” de una autogestiva: 

Asimismo Barrios relató, como se vivió en 1º persona el proceso hasta llegar a “parir”, junto la los demás socios fundadores, la Cooperativa Unión Solidaria de Trabajadores: “un orgullo para nosotros decir que pudimos demostrarles a nuestras familias, que en realidad cuando empieza la recuperación del trabajo ellos son los que más sufren, de esa experiencia que te caguen a palos, de estar en cana, de la toma del obrador. A nadie le gusta eso, todos queremos laburar y que nos vaya bien. Casi 20 años después puedo decir que valió la pena que le estamos dejando a pibes que jugaron al fútbol cuando tenían 6 años y hoy tienen 22, 23, y manejando un camión o máquinas. Los chicos que jugaron al fútbol en el club que fundaron los laburantes. Ese recorrido y todas las penurias que pasamos en ese momento tuvo un costo, pero también un valor y lo mostramos muy orgullosos.”

La fuerza de salir de los condicionamientos y entender que “hay muchas cosas por hacer” y el poder está en nuestras manos: 

Barrios asegura que “a cada experiencia exitosa hay que mostrarla. Siempre se muestran las perdidas, pero también hay que mostrar las ganadas. Es importante para alentar. Hay que mostrar que hay muchas cosas por hacer y que está en muestras manos. Nosotros cuando a veces decimos cuánto nos dio el Estado para ser lo que somos, nos alcanzan los dedos de las manos para decir las ayudas que recibimos. No nos quejamos, sino que lo que quiero decir es que fuimos autónomos. Eso tiene sus pro y sus contras. La contra es que es mucho más difícil, y el pro es que tenemos la libertad de definir y decidir lo que quieren los laburantes. Hoy se impone mucho más el que te den y después sus condicionamientos. Son modelos.  Yo digo que nos costó, nos cuesta, y sentimos mucho orgullo de que lo hemos cumplido”.

Asimismo, se fueron sucediendo las voces de los compañeros presentes, de distintas zonas del conurbano bonaerense y se generó un enriquecedor intercambio de experiencias y debates.

El denominador común más importante  y esencial entre los presentes es que se trata de compañeros que han aprendido y aprenden a diario a vivir con la certeza de que el futuro está en sus manos, que día a día construyen colectivamente sus caminos, generando una comunidad organizada a su alrededor. 

Ellos, decidieron ser protagonistas de sus propias vidas, accionando, uniéndose a otros y saben, en carne propia, que después de caer hasta el fondo solo nos queda renacer como el Ave Fénix, renoverse y reinventarse, sumando ganas y trabajo, para salir en una versión mucho más fuertes de si mismos, a luchar contra toda adversidad, sabiendo que si bien el camino nunca es fácil, hay un horizonte de sueños a cumplir y proyectos a concretar”. 💪💪💪

Ir arriba