CILSA y una tarde de fiesta en el Polideportivo UST

El lunes 6 de junio, el Polideportivo UST fue anfitrión de una jornada solidaria llevada adelante por CILSA, una Organización No Gubernamental (ONG) por la inclusión, fundada en Santa Fe allá por 1966, quien se acercó a Wilde con propósito de hacer entrega de más de 40 sillas de ruedas y elementos ortopédicos a personas con discapacidades. Dicha acción es llevada a cabo a partir de un programa nacional.

Durante la actividad, que se desarrolló desde las 14hs a 16hs en la cancha de fútbol infantil del poli, hubo diversos momentos para compartir con vecinos/as beneficiarios de estos elementos, tales como disfrutar de una merienda, así como también todo un clima de alegría y satisfacción a la par de lo que luego iba a ser entregado.

 “Eso te tiene que dar la pauta de lo que nosotros sentimos y también ser medios para que la gente pueda cambiar su vida”

En ese lapso del evento y previo a la entrega de las sillas de ruedas, el equipo de comunicación de la Cooperativa UST dialogó con Laura Wierzylo, Directora Institucional de Programas Sociales de CILSA, que mencionó al respecto de lo realizado: “Coordino todos los programas sociales de CILSA en todo el país. CILSA es una Organización No Gubernamental (ONG). Esta acción en particular está en el marco del programa nacional de entrega de elementos ortopédicos y sillas de rueda. Llevamos más de 45 mil sillas de ruedas entregadas en los últimos años y hoy, en particular, estamos acá porque el Polideportivo UST es el anfitrión. Se entregan casi 40 sillas de ruedas y elementos ortopédicos”.

Asimismo, señaló de dónde provienen estos elementos que luego son entregados a los más necesitados/as: “Esto es posible gracias a una donación de la gente de Chair The Hope, que es una organización que proviene de Estados Unidos. A su vez hace que sillas de ruedas de otra organización, que se llama Wheelchair Foundation, llegue aquí y estén siendo entregadas.  Esta gente viaja de afuera y nos acompañan en las entregas. Participan de manera activa en todo lo que es el ensamble, la asignación y la entrega de las sillas. Es un día de fiesta porque de alguna u otra manera cambia la vida de una persona con discapacidad porque es el primer paso en la cadena para poder acceder a un derecho y a otros derechos.  El Polideportivo UST está siendo anfitrión de esta entrega, está colaborando. Cada pequeño grano de arena hace que esto sea posible”.

La razón por la cuál uno de los espacios de la Unión Solidaria de Trabajadores fue el elegido: “La gente de Chair The Hope quería hacer algo en la zona de Avellaneda, Florencio Varela, Wilde y mi esposo, Darío, que trabaja con nosotros en CILSA, conocía a la gente del Polideportivo UST e hicimos así el contacto. Lo que buscamos son personas que estén cerca de la necesidad y que puedan decirnos para nosotros poder identificarla. De ahí poder ir y acercar las sillas de ruedas. CILSA, además de colaborar con las sillas, lo que tiene son personas que aportan su grano de arena y que esto sea posible para llevar adelante todos los problemas sociales.

Para culminar, Wierzylo indicó lo que les deja cada espacio donde la bandera de la solidaridad dice presente: “El día de la entrega de sillas y elementos ortopédicos para nosotros es un día de fiesta. Saber que con un pequeño granito de arena, por ejemplo hoy Mario –Barrios- nos trajo para el lugar y acercó a la gente que tenía necesidad. Uno de alguna que otra manera contribuye a cambiar la vida de una persona. Eso te tiene que dar la pauta de lo que nosotros sentimos y también  ser medios para que la gente pueda cambiar su vida. Una jornada de felicidad y agradecidos”.

Tras el relato de la representante  de los Programas Sociales de CILSA, el evento continuó en el centro de la cancha con los vecinos/as ya con sillas de ruedas nuevas y la explicación de 2 compañeros de la ONG para la inclusión en donde sintetizaron el funcionamiento de la misma y el valor e importancia de cómo está fabricado.

Cuando iba cayendo la tarde en el Polideportivo UST, pero la sonrisa de cada chico/a, vecino/a estaba más firme que nunca, se realizó una breve conferencia de prensa en el cual hicieron uso de la palabra quienes estuvieron a cargo de esta iniciativa y los que fueron parte.

Silvia Carranza, Presidente de CILSA, mencionó: “Es un día de fiesta por esta entrega tan especial porque nos visitan unos nuevos amigos en solidaridad: Chair The Hope. Que lindo que los sueños se cumplan y se hagan realidad. Nuestros donantes, provenientes de una organización de EE.UU, representan a un grupo especial de más de 20 personas que conocimos con un corazón muy grande. Han venido a la Argentina, en su primer viaje, para poder conocerlos a ustedes y entregarles estos elementos. Hacer que todos podamos vivir dignamente. Que sean felices con estas sillas, que les sirva para salir, trabajar, estudiar, ser personas libres y con mucha felicidad”.

Por otro lado, y como voz de la Cooperativa UST, que también participó con un grupo de trabajadores de la organización, Diego Ledesma, su presidente, afirmó: “Para nosotros es una emoción y orgullo tremendo estar siendo anfitriones de este evento de CILSA O.N.G. Agradecerle a todo su equipo de trabajo, a sus donantes porque sin ellos no hubiésemos tenido la oportunidad de compartir una hermosa tarde.  Para nosotros, como organización, que hace más de 20 años que venimos luchando por la inclusión social de todos nuestros chicos/as , vecinos/as del barrio, esto es algo más que se suma al compromiso que tenemos para nuestra comunidad.  Ponernos a disposición de CILSA, poner a disposición nuestras instalaciones, los recursos humanos con los que contamos para cada vecino y vecina que esté necesitando un elemento ortopédico, nosotros podamos con ellos –CILSA- articuladamente facilitar eso”.

A su vez, quien también es socio fundador de la UST y actual Secretario de Acción Social por la CTA Provincia de Buenos Aires expresó cómo surgió este vínculo: “Hemos tenido algunas acciones con un vecino que es trabajador de CILSA y que nos ha facilitado y acercado esto que es un inconveniente que ni siquiera el Estado lo resuelve. Los trabajadores articulando de boca en boca y que muchas veces no le encontramos la salida. La respuesta nos viene dando este compañero, pero a partir de hoy tenemos el desafío de articular en conjunto para que nosotros podamos también, a través de la Cooperativa UST y de cada vecino/a, hacer llegar a cada uno/a  una silla de ruedas o cualquier elemento ortopédico que se necesite. Muchas gracias, agradecerle a todos y a los donantes porque de esta manera nos vemos entusiasmados y con fuerzas para seguir trabajando”.

El final de esta tarea colectiva y repleta de esperanzas para lo que viene tuvo la visualización de un video donde mostró parte del trabajo que CILSA O.N.G está realizando a lo largo y ancho del país, el himno que los identifica, y una foto grupal para congelar un momento maravilloso que se vivió en Wilde Este.

Un lunes de compartir, de dar una mano a los/as que menos tienen a través de CILSA O.N.G y el granito de arena de la Cooperativa UST abriendo las puertas de su polideportivo…

 

 

Ir arriba